Pasar al contenido principal

Espejito, espejito, ¿quién es el trader más bonito?

Espejito, espejito, ¿quién es el trader más bonito?

Mira tu vida, tu vida fuera del trading, y verás reflejado ahí lo que te es dado conseguir en el mercado. ¿Lo que está ahí fuera, qué refleja? Tu vida familiar, tu salud, tus hábitos de alimentación, de descanso, el tiempo que le dedicas a las cosas importantes, lo buen estudiante que has sido, tu capacidad de ser metódico, ordenado, disciplinado, lo que piensan tus amigos de ti y lo que piensan tus enemigos. La casa en la que vives, el coche que conduces, la ropa que vistes, ¿qué reflejan?

Tu vida fuera del trading es el reflejo de tu vida interior, de lo que tienes en la cabeza. Si crees que no es importante cuidar tu salud, por ejemplo, estarás en baja forma, no harás ejercicio, dormirás mal y poco, comerás sin planificar. Y no me refiero a lo que dicen tus palabras, sino tus actos, lo que haces en tu día a día.

Si dices que la familia es muy importante pero no le dedicas tiempo de calidad, si estás dispuesto a saltarte el partido de tu hijo por una reunión a última hora, o si dejas de ir a ver la función de teatro de tu hija porque tienes que entregar un informe. Lo que haces habla más alto que lo que dices.

Mira tu vida, y verás reflejado lo que te está dado conseguir como trader. Tu vida es el reflejo de las ideas que tienes dentro de ti. Lo que crees que es prioritario, lo que crees que es importante, aquello a lo que dedicas tu tiempo y tu energía. ¿Qué hábitos tienes que se ven reflejados en ese espejo? ¿Cómo es tu dormitorio por ejemplo? ¿En qué estado está? ¿Cómo contribuyes tú por acción o por omisión a que sea así? ¿Cuál es tu serie favorita? ¿Cuánto tiempo le dedicas? a meditar, ¿cuánto tiempo le dedicas?, y a analizar tus operaciones fuera del mercado, y a reescribir tu trading plan, y a recopilar información sobre tu operativa.

El espejo de tu vida lleva tiempo gritándote y lo que dice está ahí, a tu vista. Observa. Tu vida exterior es el reflejo de tu vida interior. ¿Cómo iba a ser de otra forma? Y tu vida fuera del trading es el reflejo de tu vida en el mercado. Aquello a lo que dedicas tiempo, no lo que dices que debes hacer, sino lo que de hecho haces, es lo que produce el tipo de resultados que consigues. ¿Cómo iba a ser de otra forma?

No es lo que sabes que debes hacer, no es que te digas que la gestión del capital es importante, que tener un TP es fundamental, o que el psicotrading y la gestión emocional son el 80% del éxito, es lo que haces en tu día a día, aquello a lo que le dedicas tu energía y tu foco de atención. Es fundamental como trader tu parte ejecutiva, pero si casi todo tu tiempo lo dedicas a la parte analítica. Si lo que estudias es análisis técnico, indicadores, sistemas ¿Cómo te hace eso mejor ejecutor?

Si dices que la disciplina es importante pero tu dormitorio refleja una mente desordenada, si dices que debes hacer lo importante pero no le dedicas tiempo de calidad a entender la vida, si dices que sin salud no hay nada que hacer pero ni haces ejercicio, ni descansas lo suficiente, ni te alimentas correctamente ¿cómo vas a hacer un trading consistente y disciplinado?

Pero ojo, no te confundas ahora. No comiences a ordenar tu vida fuera de los mercados, no creas que esa es la clave. Estate quieto. Tu vida externa refleja tus ideas, aquello que crees. Observa tu vida y comprenderás. Mira aquello que priorizas con tus actos y entenderás los resultados que consigues. No tienes que hacer nada. Solo observa. Deja que llegue la comprensión y el discernimiento.

El espejo de tu vida refleja tus resultados como operador. Si entiendes esto romperás el hechizo del esfuerzo. No te servirá de nada que te esfuerces. O  ¿acaso te ha servido hasta ahora lo que has intentado hacer con dedicación y esfuerzo? ¿Ha cambiado eso la esencia de tus logros? Deja el camino del hacer, y dedica tu tiempo a comprender. Cuando comprendas te habrás liberado de las limitaciones.

Tu vida refleja quién eres, tu identidad. No tu conducta sino tu esencia. ¿Debes cambiar tu conducta o debes transformar tu identidad?